Despido Colectivo (ERE)

¿QUÉ ES UN DESPIDO DISCIPLINARIO?

Se entenderá por despido colectivo la extinción de contratos de trabajo fundada en causas económicas, técnicas, organizativas o de producción cuando, en un período de noventa días, la extinción afecte al menos a: 
a) Diez trabajadores, en las empresas que ocupen menos de cien trabajadores; 
b) El 10 % del número de trabajadores de la empresa en aquéllas que ocupen entre cien y trescientos trabajadores; 
c) Treinta trabajadores en las empresas que ocupen más de trescientos trabajadores.

Entendemos como causas económicas cuando de los resultados de la empresa se desprenda una situación económica negativa, en casos tales como la existencia de pérdidas actuales o previstas, o la disminución persistente de su nivel de ingresos o ventas. En todo caso, se entenderá que la disminución es persistente si se produce durante tres trimestres consecutivos.

Causas técnicas se entienden cuando se produzcan cambios, entre otros, en el ámbito de los medios o instrumentos de producción; 
Causas organizativas cuando se produzcan cambios, entre otros, en el ámbito de los sistemas y métodos de trabajo del personal o en el modo de organizar la producción y;
Causas productivas cuando se produzcan cambios, entre otros, en la demanda de los productos o servicios que la empresa pretende colocar en el mercado.

Se entenderá igualmente como despido colectivo la extinción de los contratos de trabajo que afecten a la totalidad de la plantilla de la empresa, siempre que el número de trabajadores afectados sea superior a cinco, cuando aquél se produzca como consecuencia de la cesación total de su actividad empresarial fundada en las mismas causas anteriormente señaladas.

CAUSAS DEL DESPIDO COLECTIVO

En todo caso, el significado en síntesis de tales causas en el actual contexto es el siguiente:

  1. Las causas económicas son las que determinan una producción a pérdidas de la explotación empresarial, si bien la nueva configuración permite encajar en las causas económicas una amplia gama de estados de perturbación económica que afectan a las empresas como consecuencia no sólo de la inflexión de ciclos macroeconómicas, sino también de situaciones deficitarias por las que atraviesa la empresa.
  2. Las causas técnicas se refieren a nuevos métodos de producción y a las consecuencias de innovaciones tecnológicas que obligan a reestructurar servicios y a revisar las especificaciones profesionales con las que se contaba, apareciendo excedentes de personal a consecuencia de las nuevas inversiones para la renovación del utillaje empleado.
  3. Las causas organizativas derivan de las productivas y tecnológicas refiriéndose a situaciones de baja actividad en el puesto de trabajo y la realización de funciones inferiores a las de la propia categoría, pero también se pueden deber a decisiones empresariales que, con una finalidad racionalizadora, reduzcan las necesidades de personal.
  4. Las causas productivas se asocian a la capacidad productiva de la organización empresarial y a su rentabilidad en un momento temporal determinado, lo que puede determinar excedentes de mano de obra por cambios que se operan en el mercado, lo cual aproxima su carácter a las causas económicas.

Siguiendo esto el vigente Reglamento de los procedimientos de despido colectivo y de suspensión de contratos y reducción de jornada, ha matizado:

  1. CAUSAS ECONÓMICAS, cuando de los resultados de la empresa se desprenda una situación económica negativa, en casos tales como la existencia de pérdidas actuales o previstas, o la disminución persistente de su nivel de ingresos, que puedan afectar a su viabilidad o a su capacidad de mantener el volumen de empleo.
  2. CAUSAS TÉCNICAS cuando se produzcan cambios, entre otros, en el ámbito de los medios o instrumentos de producción.
  3. CAUSAS ORGANIZATIVAS cuando se produzcan cambios, entre otros, en el ámbito de los sistemas y métodos de trabajo del personal.
  4. CAUSAS PRODUCTIVAS cuando se produzcan cambios, entre otros, en la demanda de los productos o servicios que la empresa pretenda colocar en el mercado.

PREGUNTAS FRECUENTES SOBRE DESPIDOS COLECTIVOS (ERE)

¿SE PUEDE IMPUGNAR DESPIDO COLECTIVO?

Sí, tal y como ocurre en todos los tipos de despido, los trabajadores pueden recurrir el despido colectivo si no están de acuerdo con la forma en la que se ha hecho el despido o con las causas objetivas de despido que se indican.

En la actualidad, el procedimiento para realizar un ere no necesita de ninguna autoridad laboral para realizarse. Sólo se acudirá a la vía judicial en el caso de que los trabajadores impugnen la decisión tomada por la empresa. En este caso, el juez deberá dictaminar la resolución del despido fallando a favor de la empresa o el trabajador. De este modo, al igual que sucede en los otros tipos de despido, el despido podrá ser:

  • Despido procedente: si el despido es aceptado por el juez
  • Despido improcedente: si el juez determina que no se han cumplido los aspectos formales del despido
  • Despido nulo: en el caso de que se hayan violado los derechos y libertades del trabajador

¿PUEDO RECIBIR UNA INDEMNIZACIÓN POR ERE?

Sí. Tras un Expediente de Regulación de Empleo por extinción, todos los trabajadores tendrán derecho al cobro de una indemnización por despido colectivo de 20 días por cada año trabajado. Es posible que la indemnización sea mayor según los convenios colectivos en los que estén adscritos los trabajadores.

En el caso de que el despido se haya considerado improcedente la empresa deberá pagar 33 días por año trabajado. Si el despido fuera nulo, la empresa debería readmitir a todos los despedidos.

¿PUEDO COBRAR EL PARO DESPUÉS DE UN ERE?

Todos los trabajadores afectados por el despido colectivo tienen derecho a recibir la prestación por desempleo en el momento en que dejan de pertenecer a la empresa. Sin embargo, para poder cobrar el paro, las personas deben cumplir los requisitos de cotización que exige la Seguridad Social.

Además, los empleados que se hayan visto afectado por un ERE en una empresa con más de 50 trabajadores, pueden entrar dentro de programas de recolocación  con el objetivo de que se puedan reinsertar de nuevo en el mercado laboral.

¿Necesita más información o asesoramiento?

No sabe como actuar, ni cual es el procedimiento que le corresponde seguir en caso de que haya alguna irregularidad o cree que no ha sido procedente.Le recomendamos que contacte con nuestros abogados especialistas en derecho laboral, ellos les asesorarán durante todo el proceso.No pierda el tiempo ni el dinero que le corresponda por falta de información.

PRIMERA CONSULTA GRATUITA

contactar